domingo, 8 de diciembre de 2013

FESTIVIDAD DE LA INMACULADA CONCEPCIÓN

Gracias Madre mía por estar junto a mí en estas duras pruebas que me ha tocado vivir.  Gracias por guiarme a Jesús Eucaristía allí donde me encuentre.    Gracias por darme todo lo que necesito para no desfallecer y  renovar la consagración cada día.  Porque  me enseñas que debo dejar todo en manos de Dios.  Gracias porque allí donde Dios me pone aunque no entienda por qué, Tú Madre mía no te separas de mí.  Gracias Mamá  PURÍSIMA  INMACULADA CONCEPCIÓN VIRGEN MARÍA.