sábado, 8 de diciembre de 2012

8 DE DICIEMBRE FESTIVIDAD DE LA INMACULADA CONCEPCIÓN "PATRONA DE ESPAÑA"

 Hoy he gozado la Santa Misa muy temprano.  Hay momentos en la vida que no te apetece el estar entre multitudes sino el el recogimiento  tan sólo con el PADRE y sin distracciones de conocidos ni  amigos.  Solamente escuchar y participar de la EUCARISTÍA,  para llena de Dios poder compartir verdaderamente la vida con lo que Dios me ponga cada día.   Ahora Dios quiere que esté más con mi familia y yo obedezco.  Gracias MAMA por quedarte  conmigo siempre.  Nada soy  todo te lo entrego a TI, sin ti nada soy.

jueves, 6 de diciembre de 2012

miércoles, 5 de diciembre de 2012

QUE NUESTROS HOGARES SEAN LA PROLONGACIÓN DEL HOGAR DE NAZARET.

QUE NUESTRO HOGAR SEA LA PROLONGACIÓN DEL HOGAR DE NAZARET.
Con todo el BELÉN  completo.   Todas las piezas son necesarias para la vida.
Esta es una frase que me ha marcado especialmente.
Es la frase que para    mi más sentido tiene.   Si perdemos el norte en nuestra vida,  si no está el hogar cimentado en el amor desde que nace,  si se tiene miedos a las tormentas de nada vale que ahora a última hora lo decores con miles de adornos.
Mi hogar es sencillo, se trabaja con amor día a día.  Cuando viene las tormentas de la vida, nos centramos en el silencio de la oración y a veces muchas veces en el retiro y distanciamiento del contacto con la gente.   Todo lo ponemos en las manos de Dios.   Vamos viviendo inténsamente pero con sentido de fe, con sentido cristiano.
Respetando el tiempo de alegría, de tristeza, de llanto, de dolor, de gozo, pues hay un tiempo para todo.
En todos estos momentos lo llevamos en la oración.  Dios dirige todo y todo lo entregamos en sus manos.
No se el por que de las pruebas que suceden,  las amo y las acepto como parte de un crecimiento profundo que sólo Dios sabe.  A mí tan sólo me toca orar por todos mis amigos y enemigos, por mi familia, por los mas alejados, por todos y por mí.  Es verdad que las injusticias vengan de donde vengan no las quiero,  sin embargo también  dialogando con Dios cada día me dice lo que debo hacer. 
Si, pongo luces y campanas, y estrellas navideñas y decoro mi hogar con amor.  es tan sólo el reflejo de Dios que está en mí.  Me transforma y todo se transforma.  Donde hay un sufrimiento pongo una luz
y todo se ilumina.  Pero el centro es EL PESEBRE DE BELÉN.  IMITANDO A JESÚS JOSÉ Y MARÍA.  Es la invitación de amor y acogida para que siempre se queden en nuestro hogar,  para que "NUESTROS HOGARES SEAN LA PROLONGACIÓN DEL HOGAR DE NAZARET" y poco a poco le demos color luz y alegría.  Siempre desde la luz del Evangelio Llenos del Espíritu Santo se lo que el me inspira.   Todo en  EL Y EN MARIA